Reseña de La conjura de los necios.

12:13:00

Título:La conjura de los necios.

Autor: John Kennedy Toole.

Páginas: 365.

Editorial: Anagrama.

Precio: 11.90 €.





Sinopsis:

El protagonista de esta novela es uno de los personajes más memorables de la literatura norteamericana: Ignatius Reilly –una mezcla de Oliver Hardy delirante, Don Quijote adiposo y santo Tomás de Aquino perverso, reunidos en una persona–, que a los treinta años aún vive con su estrafalaria madre, ocupado en escribir una extensa y demoledora denuncia contra nuestro siglo, tan carente de «teología y geometría» como de «decencia y buen gusto»; un alegato desquiciado contra una sociedad desquiciada. Por una inesperada necesidad de dinero, se ve «catapultado en la fiebre de la existencia contemporánea», fiebre a la que Ignatius añadirá unos cuantos grados más. 



Opinión Personal:

He de admitir que fue un libro que me llamó la atención por su título, un título que si bien parece que no dice nada, al leer su historia, te lo dice todo. 

John Kenndy Toole, es el autor de ésta fantástica obra y verdaderamente única. Pero el escritor no llegó nunca a verla publicada, ya que se suicidó antes de que esto fuera posible. Su madre fue la que consiguió que alguien lo leyera y por consiguiente llegó a su publicación, ya que dejó fascinado a su lector. Pero todo esto te lo explican al principio de la obra.

Ahora bien, me gustaría centrarme en la historia. Una historia que llega hasta el punto culmine de la verdadera locura. Fabulosa y desesperante, tanto, que en algunos momentos te gustaría hacer pedazos al libro y a algunos de sus personajes, en especial al protagonista “Ignatius J. Reilly”, sin embargo en otros momentos llegas a sentir lástima por él. Alguien incapaz de cambiar y comprender la sociedad que le rodea. Un personaje de los más irritantes, estrambóticos, repulsivos, incapaz de adaptarse al mundo en el que vive y atrapado por sus ideologías y pensamientos políticos. 

La trama de la historia podría resumirse en que es la experiencia del protagonista trabajando. Ya que es un inadaptado social y él está en contra del trabajo laboral. 
La obra está narrada en tercera persona, pero no tiene problema en dejar ver al lector lo que está pasando en todas partes, ya esté el protagonista o no, lo que hace que todos los personajes tengan su importancia y al mismo tiempo sientas la conexión que tienen unos con otros.

De los personajes, que puedo decir, Ignatius no sé si me gusta o lo odio, es un personaje que crea muchos sentimientos diferentes al lector. Pero mi favorito es el de la madre, sientes mucha compasión por ella, ya que tiene que aguantar mucho de un hijo que no la valora, ni a ella ni a nada. Otro que me ha gustado especialmente fue el de Jones, un chico de color que empieza a trabajar en un club de alterne, él está indignado porque piensa que a le gente de color como él se aprovechan y no los valoran, pero me encanta su personalidad y el acento que el escritor le ha puesto, algo que hace que te lo imagines a la perfección hablando.  Salen más personajes que están bastante bien, cada uno con una personalidad propia, cada uno con sus problemas y sus asuntos, pero a la vez de alguna forma el autor ha conseguido que todos estén conectados.

Me ha llamado la atención que los capítulos a su vez están también divididos en partes, es algo que no suelo ver en los libros, pero ha sido curioso y también ayuda mucho a tener muchos más puntos para descansar de leer.

Maravillosa narrativa, no llega a resultar espesa y tiene originalidad  en el desarrollo de la historia, con un aire culto pero a la vez ingenuo e inocente, que puede despertar perseverancia y curiosidad al lector. Una obra que no parece esconder nada más allá que el relato de la vida de un personaje, pero que la que poco a poco va englobando a más personajes hasta el punto de tener muchas conexiones. 

Me sorprendió la gran personalidad de esta historia disparatada. Sentirás distintas emociones al leerlo. En algunos momentos reirás, en otros sentirás verdadera repugnancia, en otros sin embargo querrás asesinar al personaje, pero también sentirás tristeza y lástima.
Lo mejor es el final, ya que no te imaginas cuál puede tener aun cuando ya te lo estás terminando. Realmente descubres un final bastante inesperado. 

Cuando comiences a leer la historia de “Ignatius J. Reilly” no podrás dejarlo, querrás saber cómo termina.



¿Lo habéis leído?
¿Que os ha aparecido? Contadme :)

También podría gustarte

1 comentarios

  1. ¡Hola!
    Cuando he leído el título he estado un rato pensando lo mucho que me sonaba, y es porque lo leí :D Yo disfruté con él también la verdad, espero que más gente lo lea :)
    Un besazo <3

    ResponderEliminar